Pues vamos a ir resumiendo todo lo que hemos visto y a ver lo que se nos ha quedado en el tintero para terminar de pergeñar la visión general de Bitcoin. Y así, cada uno podrá hacerse sus composiciones de lugar, además os voy a incluir enlaces en los que encontrar más información, si aún os quedan ganas…

graduado bitcoin

Derechos de foto Fotolia

Lo primero de todo va a ser recordar el funcionamiento de Bitcoin, algo que es muy sencillo. Ya, después de todo lo que hemos escrito, venir y contaros que es sencillo quizás os parezca una broma de mal gusto, solo saldréis de duda si continuáis leyendo…

 

Bitcoin, un funcionamiento muy sencillo…

Sí, es sencillo, el otro día con un par de amigos hablábamos de ello, y lo que no es sencillo es explicarlo para que todo el mundo lo entienda, una vez más las “deficiencias” se encuentran en el comunicador, voy a intentar solventar las mías.

Imaginad una sala de reuniones con una mesa en la que están sentadas ocho personas, cada uno con su propio ordenador, cada una de esas personas tiene una cantidad de Bitcoins determinada. La información de la cantidad de monedas que tiene cada uno es pública, la conocen los otros siete, y toda la información de las ocho cuentas se registra en una hoja de cálculo a la que tienen acceso todos ellos. Fran quiere traspasar una cantidad de sus monedas a Laura, lo primero que tiene que hacer es anunciar a todos los compañeros de la mesa su intención de realizar esa operación. Una vez hecho el aviso, todo el grupo procede a añadir la operación a la hoja de cálculo, para ello todos deben verificar la autenticidad de dicha operación. De esta forma nadie puede gastar dos veces la misma moneda, todas las operaciones son públicas y quedan registradas. Ahora solo tenemos que pensar que esa sala de reuniones en realidad es Internet, que en vez de ocho son cientos o miles de personas conectados con sus equipos a la red, que una hoja de cálculo es algo demasiado sencillo para registrar todas las transacciones, para eso tenemos los bloques y nos apoyamos en la criptografía. La moneda se crea con un proceso matemático por medio de una herramienta informática, no depende de la “intromisión” de terceros para devaluarla o no, ella tiene su propia vida. Es sencillo, ¿no?

¿Hay un límite en la producción de Bitcoin?

 Sí lo hay, y está puesto arbitrariamente, es decir podía haber sido otro perfectamente. Lo realmente importante es que los que participan en la red Bitcoin saben perfectamente que es el límite y que no se puede modificar. Exactamente veintiún millones de Bitcoins. Por eso según se vaya acercando el objetivo de esos veintiún millones se ralentizará la producción de los mismos.

Pero, entonces algún día faltarán Bitcoin

No necesariamente, la ventaja de esta moneda es que se puede fraccionar en mayor medida que la moneda física de curso legal, nuestro Euro se puede dividir en céntimos y ya está. Hoy puedes pagarme mis servicios con un 0,00000001 bitcoin. Cada Bitcoin se puede dividir hasta el octavo decimal.

¿Quién está detrás de todo?

Ya hablamos en la primera entrada de Nakamoto, ese personaje en la sombra que es la mente o mentes pensantes detrás de la red de Bitcoin. Hay gente que opina que es el nombre de un grupo, no una sola persona, lo cierto es que formalmente en abril de 2011 Nakamoto dejó el proyecto Bitcoin. Pero hay una persona que ha tomado su relevo y esta sí parece ser de carne y hueso, se trata de Gavin Andresen aquí podéis encontrar algún podcast suyo y este parece ser su blog personal.

 ¿Dónde podemos encontrar más información?

Para encontrar más y mejor información sobre Bitcoin, aparte de estar atentos a los movimientos de Gavin Andresen, os voy a dar unos cuantos enlaces.

Foros:

Los foros siguen siendo una gran fuente de información, es cierto que requieren un gran trabajo de escarbar y escarbar para sacar buen provecho de ello, pero la investigación es imprescindible para aumentar el conocimiento. Aquí el foro oficial en Ingles y aquí el español.

 

Wiki:

Cualquier cosa que se cueza en Internet y tenga un mínimo de interés no puede dejar de tener su propia Wiki, ya sabéis que la colaboración es una de las señas de identidad tanto de la red como de las comunidades de desarrollo de código libre, así que Bitcoin tiene su propia Wiki.

 

Sitios Web:

 Hay unos cuantos sitios Web de y sobre Bitcoin, tenemos uno de la Fundación Bitcoin, luego tenemos el sitio en Inglés y otra versión en Español.

 

Buenos artículos a favor y en contra:

 Las verdades absolutas no existen, lo mejor es contrastar datos y opiniones, y de esas últimas opiniones hay un montón, buenas, malas y a medias. Yo os propongo tres distintas, dos de ellas son sobre la posible burbuja que puede ser o no Bitcoin, en ésta se afirma que estallará y en ésta que no existe tal burbuja. Y una tercera opinión, hablando de lo que puede ser malo y bueno de esta moneda, disfrutad leyendo o no.

Mi opinión…

Voy a mojarme un poco, soy muy humano y reconozco que todas las cosas nuevas me producen en principio algo que podíamos llamar reparos y al tiempo me producen una gran curiosidad. Con todos los datos y cosas que he leído saco en claro dos conclusiones:

1.- La economía no es una ciencia exacta, es más se basa en teorías indemostrables de gurús que nunca las han llevado a la práctica, además suelen ser tan globales esas teorías que siempre encuentran explicación a sus fracasos achacándolos a que no se han llevado a cabo al 100% o que la no aplicación de las mismas al resto del mundo frena su eficacia. A mí al menos ya no me convencen los Milton Friedman de turno, me parecen vendedores de humo.

2.- No sé si será Bitcoin u otra moneda electrónica, pero estoy seguro que el futuro de las transacciones en nuestro mundo en red no puede seguir dependiendo de las monedas de curso legal, la gran “revolución” de Bitcoin es sin duda su mejora como sistema de pago, tanto por la seguridad, por su no coste y por supuesto por la inmediatez del mismo, en esto estoy completamente de acuerdo con Guru Huky.

Y vosotros, ¿tenéis ya vuestra propia opinión? Nos encantaría conocerla…

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *